Globalfinanz. Consultoría de Riesgos y Correduría de Seguros
912 182 186 - 93 299 04 16| info@globalfinanz.es

Algunas claves para combatir la ansiedad y el estrés

Algunas claves para combatir la ansiedad y el estrés

Te mejoramos el precio de tu seguro de vida

La ansiedad y el estrés se han transformado en la época moderna en dos de los problemas de salud principales entre todo tipo de personas. Los especialistas médicos alertan del gran cuidado que hay que tener con estos dos factores, puesto que son denominados como enemigos silenciosos de las personas. Desde el interior se ocupan de ir marchitando poco a poco el organismo de quienes sufren estos inconvenientes, llegando a derivar en enfermedades y problemas de salud mucho más graves. Para enfrentarnos a ello es importante que tengamos algunas claves que nos ayudarán a plantar cara tanto a la ansiedad como al estrés. Compartimos con vosotros algunos de estos consejos que esperamos podáis poner en práctica.

1. Calma y reflexión

Todos nos hemos visto alguna vez en una situación en la cual pensemos que no hay solución alguna a lo que tenemos ante nosotros. Son momentos muy nocivos para nuestro organismo, dado que nos presionan de una manera en la que pensamos que no existe solución para lo que nos está ocurriendo. Nuestra mente se ve entre la espada y la pared y se bloquean todas las posibilidades de llegar a una posible solución que quizá tenemos ante nosotros. En ese tipo de casos hay que tratar de cerrar los ojos unos segundos, respirar con calma y reflexionar. A veces el problema, aunque sea de gran magnitud, puede acabar encontrando una solución. Siempre hay una solución aunque esta sea un poco más o menos drástica dependiendo de la situación.

Por eso tenemos que relajarnos y reflexionar con calma sobre lo que está ocurriendo. Quizá se trate de un cambio que vaya a afectar a nuestra vida de manera significativa, pero si lo pensamos veamos que no es algo tan malo. La solución al problema llegará en el momento en el que nos hayamos concentrado y hayamos reflexionado durante unos segundos sobre cuáles son las prioridades, para que podamos encontrar una solución a cada una de ellas. Bajo presión es muy difícil que tomemos buenas decisiones, así que en la medida de lo posible hay que tratar de calmarnos, relajarnos y pensar con tranquilidad.

2. Piensa en positivo

¿Estamos viendo el vaso medio lleno o medio vacío? El punto de vista puede llevar a que una misma situación se valore de una forma muy diferente dependiendo del prisma a través del cual lo miremos. Es importante que mantengamos una actitud positiva para que sea posible combatir los excesos de estrés y ansiedad. Si nos enfocamos en el pensamiento negativo no será posible llegar a ningún tipo de solución, puesto que lo veremos todo de manera oscura y pensaremos que no hay luz al final del túnel. No se trata de auto-engañarnos pensando en positivo, pero sí de buscar una imagen positiva que nos pueda ayudar a construir una solución al tipo de problema con el que nos estemos enfrentando. En ocasiones hay que rebuscar un poco más de lo normal, pero siempre encontramos algo que nos aporta esa dosis de positivismo que necesitamos para superar los peores momentos.

Relajarse con el yoga en la playa

3. Cúbrete las espaldas

A veces conseguir liberar el estrés y dejar atrás la ansiedad es tan simple como tener un escudo que nos proteja. Este tipo de garantía es lo que buscan muchas personas para tener más confianza en sí mismos y así poder rendir en el trabajo y en la vida de una manera notable, sabiendo que no tienen la presión de tener que destacar por encima de los demás. Para algunas personas este tipo de escudo o colchón está representado en la forma de una posesión económica que les garantice que si algo pasa no se tendrán que preocupar de nada. Para muchas otras personas lo importante es disponer de un seguro de vida que les asegure que su familia estará a salvo por mucho que un día ocurra algo inesperado y fallezcan.

4. Aprende a relajarte

A veces la relajación es mucho más que simplemente cerrar los ojos y tranquilizarse como hemos mencionado antes. La relajación se encuentra en las pequeñas cosas y en todo tipo de acciones que nos pueden permitir alejarnos de los problemas y del agobio que podamos sufrir durante nuestra vida. Una buena forma de buscar esta relajación es a través de ejercicios con los que podamos relajar no solo nuestra mente, sino también nuestro cuerpo. Los músculos necesitan relajarse y lo mismo ocurre con la respiración. Con este tipo de técnicas físicas de relajación notaremos que nuestro cuerpo vuelve a la normalidad y que se reducirá cualquier tipo de pensamiento y sensación negativa que tengamos, sea cual sea el motivo. Si cuando sufrimos un exceso de ansiedad no somos capaces de pensar y nuestra mente pierde el control es recomendable dejar que sea el cuerpo el que se ocupe de echarnos una mano con una de estas prácticas.

5. Desconecta y haz algo divertido

Los problemas a veces se ven de una manera diferente cuando en nuestra mente hemos logrado introducir un toque de diversión que nos haga sentirnos un poco mejor. No es que todos los problemas puedan desaparecer por medio de la diversión, pero si nos distraemos durante unos minutos le estaremos proporcionando a nuestro cerebro una inyección de apoyo que le vendrá muy bien para generar pensamientos más adecuados con los que superar la depresión. Es posible que veamos, al divertirnos, qué es de verdad importante y que entendamos cómo deberíamos actuar a partir de ese momento.

Foto: terimakasih0sapphire_penguinTe mejoramos el precio de tu seguro de vida

Compara precios de Seguros de Vida

(Click para desplegar el formulario)
Déjanos tus datos y te mostraremos en menos de 1 minuto los precios de las mejores compañías
Dinero que quieres percibir:
Especifica la cantidad: *
El día de tu nacimiento:
Dinos tu nombre:
Dinos tu e-mail:
¿Cuál es tu móvil?:
*Todos los campos son obligatorios