Globalfinanz. Consultoría de Riesgos y Correduría de Seguros
912 182 186 - 93 299 04 16| info@globalfinanz.es

Hacerse mayor: pensar en la tranquilidad de los nuestros

Hacerse mayor: pensar en la tranquilidad de los nuestros

Te mejoramos el precio de tu seguro de vidaCon el paso de los años, por mucho que no queramos pensar en ello, nos tenemos que ajustar a una serie de pensamientos que resultan inevitables. El transcurso del tiempo y el crecimiento de cada persona lleva, de una manera indudable, hacia un destino único e innegable que está representado por la muerte. Ese momento es complejo, pero no solo para la persona que fallece, sino también para aquellos seres queridos que quedan con vida a su alrededor.

El paso del tiempo

A medida que pasan los años nos encontramos ante distintas dificultades en la vida. Cuando somos jóvenes no tenemos ningún tipo de preocupación y vivimos simplemente en el día a día. Sabemos que nuestros padres se preocupan por nosotros y nuestro tiempo está dedicado a los estudios, a conocer personas y a buscar nuevas aficiones que vayan definiendo nuestro carácter. Pasa el tiempo y las prioridades, así como preocupaciones en la vida van cambiando. Cuando tenemos más edad buscamos a una persona que nos complemente y con la cual deseemos compartir nuestra existencia a partir de ese momento. Poco después nos casamos y no tardamos en tener hijos. Es el proceso natural de la vida, lo que hace que quien fue joven acabe convirtiéndose en padre, colocándose en el papel que anteriormente ocuparon sus progenitores.

Con la llegada de los niños aumentan las responsabilidades y eso lleva a la contratación de seguros. El paso de los años supone que los hijos crecen y que nosotros, una vez alcanzada una edad avanzada, nos vamos acercando cada vez más a despedirnos del mundo, tal y como es posible que nuestros padres ya hayan hecho. En ese momento es cuando más pensamos en nuestra familia. Cuando más es necesario tener un seguro de decesos que pueda velar por las personas a las que queremos.

Ahorrar gastos

El amor es el sentimiento que nos lleva a preocuparnos de nuestros seres queridos. Nuestra familia, el cónyuge y los hijos que nos rodean, a los que siempre hemos protegido, seguirán dependiendo de nosotros en cierta manera por mucho que ellos hayan encontrado su independencia económica. A nadie le gustaría saber que ha fallecido dejando a su familia en un problema, algo que puede ocurrir si no se cuenta con un seguro adecuado. El seguro de decesos, por ejemplo, es el que se ocupa de que las familias puedan estar tranquilas, así como nosotros mismos, por si llegamos a fallecer de forma inesperada. De no tener un seguro de decesos, la familia se tiene que ocupar de realizar el pago del funeral, de los costes relacionados con este y de todo lo que implica su organización.

Anciano leyendo periódico

El importe de esta operación puede llevar a costar varios miles de euros, una cantidad demasiado elevada como para que una familia normal la pueda afrontar sin algún tipo de ayuda. Así que una vez hemos alcanzado una edad muy avanzada, una en la cual los riesgos de fallecer aumentan, tanto por posibles enfermedades como por accidentes en el trabajo, tener un seguro de decesos simboliza contar con una garantía de saber que nunca dejaremos a nuestra familia en una mala posición.

Hacerse mayor es sinónimo de tener responsabilidades. Cada vez hay más posibilidades como ya hemos podido ver y estas tienen que estar combinadas de manera paralela por un seguro que pueda cubrir las posibles situaciones adversas que se produzcan. Con el seguro de decesos, que se puede obtener de una forma sencilla, aplicándolo a toda la familia y sin ningún tipo de excepción, quedan resueltos todos los problemas que se generan de forma habitual tras el fallecimiento de una persona.

Además de esto, el seguro de decesos proporciona un nivel de cobertura añadido para otro tipo de factores que se producen después de que alguien muera. La organización del funeral está combinada con la gestión de los documentos y también de los costes que pudieran estar relacionados con la repatriación de los restos de la persona fallecida si esta llegara a morir lejos de su país. También se proporciona soporte para la familia al completo, asistiéndoles en los problemas psicológicos que tengan e incluso cubriendo también sus gastos de desplazamiento en base a las características de la póliza que se haya contratado.

No hay mejor recomendación para cualquier tipo de familia y persona, sobre todo si está se encuentra cerca de alcanzar un nivel de edad avanzada, que realizar la contratación de un seguro de decesos. Con él se puede tener constancia absoluta de que no habrá problema alguno para la familia y que los seres queridos de la persona que haya fallecido se podrán concentrar en superar, poco a poco, el dolor de la pérdida del ser querido. Este es el motivo que ha llevado a que el seguro de decesos tenga cada vez una mayor repercusión y que haga que las familias lo contraten para todos sus miembros.

Foto: suvajitHuskyherzTe mejoramos el precio de tu seguro de vida

Compara precios de Seguros de Vida

(Click para desplegar el formulario)
Déjanos tus datos y te mostraremos en menos de 1 minuto los precios de las mejores compañías
Dinero que quieres percibir:
Especifica la cantidad: *
El día de tu nacimiento:
Dinos tu nombre:
Dinos tu e-mail:
¿Cuál es tu móvil?:
*Todos los campos son obligatorios