Globalfinanz. Consultoría de Riesgos y Correduría de Seguros
912 182 186 - 93 299 04 16| info@globalfinanz.es

Parkinson: detección y evolución de la enfermedad

Parkinson: detección y evolución de la enfermedad

Te mejoramos el precio de tu seguro de vidaEl parkinson se ha convertido a lo largo del tiempo en una de las enfermedades degenerativas más preocupantes entre la población mundial. Su tratamiento es complicado y la investigación sigue en desarrollo con el objetivo de poder aportar una mejor calidad de vida a quienes la sufren. Mientras se alcanzan mejores resultados en este sentido, es importante que las personas sean conscientes de la importancia de intentar detectar el parkinson antes de que haga acto de presencia.

Detección del parkinson

Uno de los problemas con esta enfermedad es que los primeros síntomas que se producen son tan leves que puede resultar difícil detectarlos. Estos síntomas se van complicando a medida que pasa el tiempo, por lo que es positivo conocer los síntomas para ser capaces de realizar una detección temprana. Uno de los principales problemas se detectan en las articulaciones, con dolores notorios que impiden que las personas realicen algunas de las acciones más principales del día a día. Es fundamental ser capaces de detectar si estos problemas en las articulaciones se producen solo en uno de los lados, dado que es uno de los síntomas más fáciles de detectar.

Otros de los síntomas iniciales incluyen una modificación en el carácter, tendiendo a ser más irritable y depresivo en la mayor parte de los casos. Es importante darse cuenta de cómo estos síntomas van detectándose desde el inicio, pero también cómo van empeorando con el paso del tiempo.

La detección del parkinson también implica estar al tanto de un temblor que se produce en las manos y que a veces hace acto de presencia cuando la persona está durmiendo. Es por ello que los familiares, en caso de detectar el problema, deben estar muy conscientes de lo que puede significar. De forma paralela a esto, la rigidez excesiva, con músculos que no se mueven, es otro síntoma. El movimiento del cuerpo también fluctúa con un sistema inestable que puede llegar a dejar a la persona en posiciones inesperadas e indeseadas, como un bloqueo del movimiento.

Otro síntoma es que se produzcan problemas en funciones básicas como la simple acción de masticar y tragar, así como en orinar. La falta de expresividad, con gestos faciales desaparecidos y la presencia de acinesia, o inmovilidad absoluta del cuerpo, también son síntomas que se pueden apreciar.

Sillas para enfermos

Evolución de la enfermedad

Los expertos en medicina y en especial en el estudio del parkinson han definido un total de 5 periodos que definen la manera en la que evoluciona esta enfermedad. El primero se encuentra relacionado con la afectación del movimiento en un lado, por lo que se trata de una afectación de tipo unilateral. Es uno de los primeros síntomas que se detectan, por lo que hay que ser muy capaces de detectarlo. En la segunda fase de la evolución de la enfermedad, el equilibrio de la persona todavía es normal, pero se produce una afectación en el movimiento de tipo bilateral. Esto significa que los dos lados del cuerpo se ven afectados y no solo uno como ocurría antes.

En la tercera fase de la enfermedad se mantiene el problema bilateral en el cuerpo, pero los enfermos que sufren este problema comienzan a sufrir una alteración en el equilibrio. Esto va alterando su día a día y complica la situación para seguir adelante con las funciones habituales. En la cuarta fase aumenta el nivel de dependencia por parte del paciente, lo que supone el momento más complicado, puesto que es habitual verse obligados a dejar el trabajo. Es en ese momento cuando la palabra invalidez entra en escena y el momento en el cual disponer de un seguro de vida ayuda mucho a las familias de la persona con la enfermedad.

Para la quinta y última fase el enfermo de parkinson tiene que afrontar que ya no solo es dependiente de alguien que le supervise y cuide, sino que además su afectación personal es mayor. Esto significa que el paciente no podrá volver a levantarse de la manera en la que lo hacía antes o que tendrá que usar silla de ruedas.

La evolución de la enfermedad es grave y complica la vida de las personas de forma significativa. Quienes disponen de un seguro de vida pueden ver cómo ante la invalidez pueden beneficiarse de una cobertura que les ayuda a salir adelante y tratar de mantener el nivel de vida que tenían anteriormente. También hay que afrontar gastos adicionales, como tener que pagar a una persona que se ocupe de cuidar a quien tiene parkinson y que necesite supervisión constante. Son cambios importantes en el entorno de la familia a los que hay pocas opciones de dar solución, por lo que al menos es necesario disponer de la garantía que puede proporcionar un seguro de vida. Ante la dificultad de prevenir esta enfermedad, en caso de existir riesgos siempre hay que tener un ojo puesto en la contratación de un seguro.

Foto: stuxstevepbTe mejoramos el precio de tu seguro de vida

Compara precios de Seguros de Vida

(Click para desplegar el formulario)
Déjanos tus datos y te mostraremos en menos de 1 minuto los precios de las mejores compañías
Dinero que quieres percibir:
Especifica la cantidad: *
El día de tu nacimiento:
Dinos tu nombre:
Dinos tu e-mail:
¿Cuál es tu móvil?:
*Todos los campos son obligatorios