Globalfinanz. Consultoría de Riesgos y Correduría de Seguros
912 182 186 - 93 299 04 16 | info@globalfinanz.es

Seguros de vida para monitores de rafting

Seguros de vida para monitores de rafting

Te mejoramos el precio de tu seguro de vidaLos deportes extremos suponen un riesgo en distintas direcciones. Tanto quienes lo practican como aquellos profesionales que lo enseñan se someten a una serie de riesgos que en un momento dado pueden llevar a que su vida se encuentre en una difícil situación. Una mala decisión, un movimiento inesperado o una caída provocada por otra persona, puede llevar a sufrir graves lesiones o incluso a fallecer. Esto hace que los monitores de rafting, por ejemplo, se encuentren diariamente ante el riesgo y que por ello sea recomendable que tengan un seguro que les cubra.

El tipo de accidente más habitual

Muchos de los problemas que genera una práctica como el rafting se deben a un tipo de situación muy concreta para la cual los monitores y profesionales están preparados, pero que siempre se puede complicar bajo determinados factores. Se trata del tipo de incidente en el cual la balsa en cuestión sufre un fuerte choque contra una roca. Normalmente es un factor que los expertos superan con facilidad, pero si se despistan por estar pendientes de lo que hacen sus alumnos, es posible que se produzca una desgracia. Cuando la balsa choca contra la roca lo más habitual es que esta vuelque y que las personas que se encontraban en ella caigan al agua. Una vez en el agua es cuando se produce el gran riesgo, dado que los golpes y los problemas que genera la corriente del agua pueden llevar a que las personas se ahoguen. Es uno de los accidentes más habituales en el mundo del rafting y algo de lo cual siempre se informa a quienes desean practicar esta actividad. Aún así, el conocimiento del riesgo no implica que no se puedan producir estos accidentes.

Si bien cuando se produce el choque contra las rocas es muy frecuente que los accidentados puedan salir a la superficie después de unos segundos de tensión, en ocasiones los sifones que hay en el agua pueden atrapar a las personas sin dejarlas salir. Esto ha sido motivo de numerosas muertes tanto de monitores como de alumnos que se encontraban aprendiendo rafting por afición.

Peligros del rafting

Riesgos que a veces se descontrolan

En realidad el rafting no tiene porqué ser una actividad especialmente peligrosa, pero para ello hay que tener en cuenta una serie de decisiones y de medidas de seguridad. El problema es que hay casos en los que por un motivo u otro se hace caso omiso a las recomendaciones que hacen los expertos y se practica la actividad de una manera y en unos lugares demasiado arriesgados. Es lo que ocurre cuando las balsas descienden superficies más profundas de lo habitual, dado que es común que el rafting tenga lugar en cauces que no tienen una profundidad elevada. También ocurre si no se tienen en cuenta las medidas de seguridad, si no se usa un buen equipo y sobre todo si no se instruye e informa a los ocupantes de la balsa de manera conveniente.

Es un cúmulo de factores entre los que no es raro que alguno de ellos se descontrole y termine provocando situaciones de riesgo. Normalmente un factor de este tipo no tiene que derivar en un accidente mortal, pero nunca se sabe qué es lo que puede ocurrir, dado que todo acaba siendo demasiado aleatorio una vez la balsa choca contra una roca.

Otro de los principales problemas es la aleatoriedad que producen las personas que están subidas en la balsa junto al monitor. Por lo general es frecuente que quien se ha decidido a practicar esta actividad esté mentalizado y comprometido con la situación, pero siempre puede haber alguien que no cumple con lo que se espera de su comportamiento. Y una persona impredecible se puede convertir en un gran riesgo para todos los que están a su lado, sobre todo en una práctica como el rafting. El monitor tendrá que poder gestionar este elemento y tratar de dar seguridad a toda la balsa para que no se produzca ningún incidente a lamentar.

La protección ante todo

Por eso se solicita a todos los practicantes de rafting y a sus monitores que utilicen el mejor equipamiento que garantice la máxima seguridad. Cuerdas de apoyo entre los miembros de la actividad, chalecos salvavidas que funcionen y estén homologados, así como otras herramientas que ayuden a reducir el nivel de riesgo en cualquier tipo de contexto. Todo es necesario. No obstante, los monitores de rafting saben que tienen un trabajo de riesgo y que por eso siempre deberían estar cubiertos. Es una de esas profesiones en la que un seguro de vida proporciona una gran tranquilidad, porque los monitores tienen constancia de que si algo les pasara sus familias estarían protegidas. Nunca se puede saber qué ocurrirá en una situación inesperada, así que tener un seguro será algo que lo garantice absolutamente todo.

Foto: skeezeskeezeTe mejoramos el precio de tu seguro de vida

Guia gratis sobre como contratar un seguro de vida

Compara precios de Seguros de Vida

(Click para desplegar el formulario)
Dinero que quieres percibir:
Especifica la cantidad: *
El día de tu nacimiento:
Dinos tu nombre:
Dinos tu e-mail:
¿Cuál es tu móvil?:
*Todos los campos son obligatorios